Interceptando la tecnología: tres propuestas para Río+20

Noviembre de 2011

El Grupo ETC preparó el siguiente texto como contribución al Borrador Cero de Río+20, enfocándose en la necesidad de la crítica de la tecnología desde la sociedad civil. Compartimos aquí una parte de la la Introducción, y el texto completo en el PDF.  

Introducción

La más dramática transformación tecnológica en la historia —que involucra las tecnologías de la información, las biotecnologías y la ingeniería— ocurrió después de la primera Cumbre de la Tierra en 1992. En ese mismo periodo, sin embargo, los gobiernos sistemáticamente han minimizado o eliminado su capacidad para comprender la ciencia y monitorear las tecnologías.

Hasta ahora, la tecnología ha jugado un papel extraordinariamente importante en los documentos preparatorios para Río+20, sin embargo la contribución potencial de la tecnología al desarrollo sostenible y/o a las nuevas economías verdes no puede convertirse en realidad mientras el mundo carezca de mecanismos transparentes y confiables —en los niveles global, regional y nacional— para evaluarla. La ausencia de mecanismos de evaluación incita a la desconfianza y abre las puertas al desastre.

En Río+20, los gobiernos necesitan adoptar estrategias de futuro que hagan tangible el progreso hacia el desarrollo sostenible mediante políticas que posibiliten:

1. Evaluar los impactos sociales, económicos y ecológicos de las nuevas tecnologías de manera amplia y compartir la información sobre ello;

2. Prohibir la geoingeniería (la manipulación en gran escala de los sistemas de la Tierra para incidir en el clima); y

3. Apoyar la agricultura campesina, de pequeña escala, que reduce el desperdicio, protege la biodiversidad y conserva los medios de vida de los pueblos y comunidades rurales.